5.6 C
Necochea
InicioPolíticaDomínguez Yelpo: “Defender el federalismo es defender la moderación, es defender la...

Domínguez Yelpo: “Defender el federalismo es defender la moderación, es defender la construcción política”

El diputado provincial Martín Domínguez Yelpo fue entrevistado por Quimey Marfil para Necochea Digital sobre lo que ha dejado este 2020, su opinión sobre la política nacional y local, las declaraciones de Emilio Monzó y sus expectativas para el 2021. Monzó ha comenzado a tallar cada vez con más fuerza en el rearmado de Juntos por el Cambio a nivel nacional y provincial y, junto con él, la figura del diputado provincial Martín Domínguez Yelpo ha adquirido una significativa importancia en la Provincia y, en particular, en nuestro distrito. En los últimos días, el ex presidente de la Cámara de Diputados de la Nación estuvo en distintos medios nacionales analizando la actualidad política del país y el presente de Juntos por el Cambio. Con un discurso anti grieta, analizó la importancia de la moderación y el diálogo en política, los peligros de la obsecuencia, el rol de los ex presidentes y las conversaciones que mantiene con diferentes referentes políticos pensando en que Juntos por el Cambio consolide una base amplia y electoralmente atractiva pensando tanto en 2021 como en 2023.

– Martín sos una persona muy cercana a Emilio Monzó. En las últimas semanas Emilio estuvo hablando en varios medios nacionales, analizando cuestiones generales y puntuales de la política argentina. Entre los muchos temas que planteó habló de algo que ya has hablado en alguna ocasión que es el papel que deben tener los ex presidentes en la política. ¿Te parece bien que Macri o Cristina sean candidatos a presidente o vice después de haber estado en el gobierno?

– “En la política, como en la vida, es necesaria una renovación. Está perfecto que un ex presidente sea una persona de consulta, que sea una referencia política para el país o al menos para su partido, pero tiene que haber un recambio generacional”.

– ¿Y por qué pensas que muchas veces no se da ese recambio generacional y los mismos líderes siguen siendo siempre los referentes?

“Por un lado me parece que habla bien de la capacidad política que puedan tener esos dirigentes de seguir siendo los líderes o referentes de un espacio incluso después de haber estado en el poder. Por otro lado creo que también se vincula con cierta comodidad o con cierta obsecuencia, que es algo de lo que ha hablado también Monzó, que hay muchas veces en política. Resguardarse debajo del ala del líder”.

– ¿Y esa obsecuencia no termina siendo perjudicial para la vida democrática y la construcción política?

“Totalmente. Lo peor que puede hacer un dirigente político es rodearse de obsecuentes. Una persona que lo único que hace es aplaudir a su referente político y decirle lo lindo o linda que es, le termina haciendo mucho daño. Si un dirigente se rodea de obsecuentes pierde objetividad, se aleja de la realidad para rodearse de un núcleo que lo único que hace es decirle que todo lo que hace está bien. Un cuadro político tiene que ser lo suficientemente responsable para señalar errores en la conducción, y el conductor tiene que tener la humildad necesaria para recibir las críticas, saber aceptarlas y trabajar para corregir los errores”.

– Debe ser difícil para un político que está en la cresta de la ola y que siempre lo están aplaudiendo alejarse de eso y rodearse de personas que sean más críticas.

“Entiendo que es difícil para un político, como podría serlo para cualquier persona. Te rodeas de gente que te aplaude todo, que te festeja los chistes, que te dice lo lindo que sos… ¿Cuántos son capaces de salir de eso para juntarse con personas que les señalen los errores y que les digan ‘mirá que si seguimos así chocamos la calesita’? El tema es que la realidad a la larga se impone; vos podés vivir en una ficción un determinado tiempo, pero a la larga si la cosa no anda la realidad salta. Y además hay otro tema, el obsecuente es el primero que traiciona. El obsecuente dice lo que el otro quiere escuchar para conseguir algo, y cuando la cosa empieza a ir mal, cuando ya no hay nada para conseguir, son los primeros en abandonar el barco y seguir a otro”.

– El año que viene hay nuevamente elecciones y desde hace varios años en nuestro país, cada vez que llega el momento de elegir, surge el tema de la grieta, y parece que no hay alternativa que resulte atractiva por fuera de la grieta, el ejemplo de Massa en 2017 con la avenida del medio es por demás elocuente. En ese esquema Monzó ha hecho muchas referencias a la moderación, a no caer en las posiciones más extremas, ¿no te parece que eso puede terminar jugándole en contra?, ¿No crees que en Argentina lo que paga es la grieta?

“Se suele mirar el ejemplo de Massa y se saca rápidamente la conclusión de que en Argentina lo único que funciona son los extremos y que la “avenida del medio” no paga. Creo que es una conclusión errónea. Es cierto que en un contexto de fuerte polarización la idea de presentar una alternativa que mediara entre los dos frentes principales no terminó consiguiendo el apoyo ni del voto kirchnerista ni del voto de Cambiemos. Pero acá lo que se plantea no es crear una tercera alternativa en el medio. Acá se trata de construir, desde Juntos por el Cambio, una política donde lo que predominen sean la moderación y el diálogo. Y acá vos fíjate que cuanto más extremaron sus posturas ambos espacios, peor les fue. Cuando estaba todavía muy fresco el conflicto por la 125 (que fue de alguna manera el comienzo de lo que sería la grieta) y los ánimos estaban bastante caldeados el kirchnerismo perdió en las legislativas del 2009. Cuando mostró ya decididamente una política confrontativa perdió las elecciones en 2013 y 2015. Cambiemos nace con la idea de enfrentar electoralmente al kirchnerismo y con la promesa de terminar con la grieta, y eso le permite llegar a la presidencia en el 2015 y todavía ganar en la Provincia y en distritos importantes las legislativas del 2017; pero a medida que fueron pasando los meses se fue dejando de lado esa política moderada y se fue profundizando cada vez más la grieta, y ese triunfo si se quiere del ala más dura terminó llevando a Juntos por el Cambio a la derrota el año pasado. Entonces, volviendo a la pregunta, no creo que lo único que funcione en Argentina sean los extremos, todo lo contrario, me parece que cuando se deja de lado la moderación y el diálogo la mayoría de la gente empieza a alejarse”.

– Y en ese sentido, ¿qué análisis haces de este primer año de gobierno de Alberto Fernández? ¿Hubo un intento de moderación o la grieta se termina imponiendo?

“Creo que es el mismo ejemplo. Pienso que mucha gente votó a Alberto porque vieron en él a un político moderado, alguien que podía ponerle un freno a los extremos más nocivos del kirchnerismo, estabilizar el país y ayudar al crecimiento económico. Si vos mirás cualquier encuesta de opinión el momento de mayor imagen positiva de Alberto fue al comienzo de la cuarentena, cuando dialogaba con la oposición, cuando anunciaba los pasos a seguir junto con Kicillof y Larreta. La gente vio una señal de madurez política, de moderación y apoyó eso, pero en los últimos meses fue cambiando la estrategia. Creo que un primer momento fue lo de Vicentín, ahí la gente empezó a ver algunos elementos de lo peor del kirchnerismo y dijo ‘yo a esto no quiero volver’. Y en este último tiempo el ejemplo más claro fue la quita de coparticipación a la Ciudad de Buenos Aires. Porque no hubo una discusión, un debate profundo de si correspondía o no, fue directamente un gesto autoritario de sacarle al adversario y darle al del mismo color político. Más de lo mismo. También es cierto que hay un equilibrio de poder muy delicado en el gobierno, Alberto no llega solo, llega ungido por Cristina, y termina siendo decisivo el ingreso de Massa al Frente para ganar las elecciones, entonces hoy tenés un gobierno que además de todos los problemas que tienen que solucionar, tiene un conflicto interno de poderes que lo condiciona mucho”.

– El bloque que integras en la Cámara de Diputados de la Provincia se llama Cambio Federal,que es parte de Juntos por el Cambio, y el bloque de concejales que trabajan con vos en el Concejo Deliberante de nuestro distrito se llama Necochea Federal. ¿Qué análisis hacés del federalismo en nuestro país, y en todo caso por qué esa importancia que le dan al federalismo?

“Defender el federalismo es defender la moderación, es defender la construcción política. Vuelvo al ejemplo del conflicto por la coparticipación de CABA. A lo mejor estaba bien, a lo mejor lo más justo era quitarle a la Ciudad una parte de la coparticipación, pero no lo sabemos. No hubo un debate, no hubo un análisis profundo, hubo un manejo discrecional por parte del Ejecutivo nacional que después presionó para que se apruebe rápidamente en el Congreso. Y cuando el gobierno se maneja de manera discrecional se ahoga el federalismo para terminar en un centralismo donde todo pasa por Balcarce 50”.

– ¿Cómo viste este primer año de gobierno de Arturo Rojas?

“Fue un año por demás complejo. Fue su primer año de gobierno y a la crítica situación heredada de la gestión anterior se le sumó una pandemia que no estaba en los planes de nadie y que condicionó toda la política y la economía. Desde el bloque de concejales de Necochea Federal se trató de acompañar desde la constructivo y brindar las herramientas necesarias para que la gestión fuera lo más tranquila posible, y cuando se consideró necesario se presentaron algunas modificaciones puntuales en distintos proyectos de ordenanza que, en líneas generales fueron bien recibidos. Yo hablo con Arturo todas las semanas y tratamos de coordinar acciones en conjunto porque ambos creemos que es fundamental que haya diálogo entre un gobierno municipal y un legislador provincial que viene de ese municipio, porque en definitiva toda esa acción política termina siendo beneficiosa para Necochea. Así que a pesar de todas las dificultades que trajo este año creo que fue un año positivo desde la construcción política y la vocación de diálogo que hubo”.

– ¿Y Juntos por el Cambio? ¿Cómo está en Necochea?

 “Estamos trabajando para presentar una propuesta competitiva y con la que el vecino de Necochea se pueda sentir identificado. Este ha sido un año de transición, de muchos cambios, la decisión del gobierno municipal de irse de Juntos por el Cambio sin duda modificó el mapa político en la ciudad, pero hay muchos cuadros muy valiosos que están trabajando hace muchos años y estoy convencido de que al final va a terminar imponiéndose el diálogo, se van a limar todas las diferencias que hay y se va a lograr un consenso entre los diferentes espacios del Frente”.

– ¿Qué balance hacés del 2020 y qué imaginás para el 2021?

“2020 fue un año horrible y al mismo tiempo de mucho aprendizaje, donde todavía estamos procesando todo lo que nos tocó vivir y ni siquiera sabemos con exactitud cuándo va a terminar esto, pero soy optimista de que en 2021 estará definitivamente la vacuna, se terminará la pandemia y de a poco iremos volviendo a la normalidad. Desde tener que hacer reuniones o sesionar de manera virtual, hasta tener que ocuparse de cosas impensadas y que llevaron a que se dejen de lado otras prioridades, fue un año de aprendizaje acelerado y de tener que adaptarnos todo el tiempo a nuevos desafíos. Pero insisto, soy optimista y creo que el año sirvió para aprender y mejorar muchas cosas. En ese sentido, y volviendo a mi ciudad, espero lo mejor para Necochea y le deseo lo mejor al gobierno municipal porque si logra hacer una buena gestión eso se verá reflejado en mejoras para el distrito que es lo que todos queremos, volver a ver una Necochea próspera y pujante; así que desde el  Concejo Deliberante los concejales de Necochea Federal estarán acompañando todas aquellas propuestas que consideremos beneficiosas para la ciudad, seguiremos brindando las herramientas necesarias para garantizar la gestión y llegado el caso señalaremos aquellas políticas o proyectos que consideremos que sean necesarios corregir. Y desde la Cámara de Diputados seguiré trabajando y legislando para todos los bonaerenses en general y nuestra región en particular”.

– Por último, más allá de la cuestión política, 2020 nos marcó a todos y será recordado como el año del Coronavirus. Sé que tuviste Covid, ¿cómo transitaste la enfermedad y qué mensaje le darías a la población?

“Como te dije, fue un año horrible, con una pandemia que nadie se imaginó y que nos cambió la vida por completo. Pero en este caso más que hablar de mí, quiero expresar mi agradecimiento y mi reconocimiento para todo el personal de salud que estuvo, como se dijo muchas veces ‘en la primera línea de batalla’; creo que no es una frase más, estuvieron y están verdaderamente dándole batalla a este virus, y de no haber sido por ellos la situación hubiese sido muchísimo peor. Y por supuesto quiero recordar a todos aquellos que ya no están y enviar mi acompañamiento a sus familiares. Por ahí en esta época del año uno se pone a pensar, a hacer un balance de todo lo que pasó, y todos tenemos un familiar, un amigo, un conocido que la pasó mal o que lamentablemente ya no está. Es verdad que tuve Coronavirus y realmente no es joda, es una enfermedad muy complicada y hay personas que lo sufren mucho más. Así que mi reconocimiento para todos los que luchan contra el virus, mi recuerdo para los que ya no están y el mismo mensaje para todos: a seguir cuidándose, a seguir siendo responsables que esto todavía no terminó, y a confiar que con la llegada de la vacuna podamos superar esta pandemia y que para el año que viene el Covid-19 sea solo un triste recuerdo”.

1 Comentario

  1. Para moderador, conducí un programa de panelistas. Por ser moderados y tibios tenemos esta INFAMIA en el gobierno. Los moderados hoy son serviciales al gobierno.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Conectados

38,650FansMe gusta
5,236SeguidoresSeguir
2,499SeguidoresSeguir
0suscriptoresSuscribirte
spot_img
spot_img
spot_img

Locales

Noticias Relacionas