Trigo y cebada lideran la actividad en Puerto Quequén


A la espera del primer embarque de aerogeneradores y con 150 mil toneladas operadas en la primera semana de 2019, Puerto Quequén comienza el año con el protagonismo del trigo y la cebada en busca de la profundización a 50 pies y la diversificación de cargas.

Tres buques en puerto y cinco anunciados sumarán ciento ochenta mil más en los próximos días de enero.

En los giros 1 y 6, los buques ZINA y SEDNA OCEAN se encuentran cargando 29 mil y 25 mil toneladas de cebada con destino a Brasil y Túnez respectivamente. Mientras que en el giro 4, el navío MALLIKA NAREE realiza un embarque de 27.500 T de trigo también hacia el vecino carioca.

En tanto, cuatro buques arribarán en los próximos días a Quequén para embarcar aproximadamente de 75 mil T de Trigo hacia Indonesia, Tailandia y Bangladesh; y otro llevará 21 mil T de cebada a Vietnam.

En las próximas semanas, con un embarque cercano a las 2.500 Toneladas, compuesto por los componenetes de ocho molinos eólicos, el navío de bandera de Hong Kong, TIAN LU, con una eslora de 190 metros, amarrará en el giro 10 de la margen Necochea, protagonizando una operatoria bisagra para la estación marítima.

Puerto más operable

La estación marítima cerró el 2018 con una operatoria total cercana a las cinco millones seiscientas mil toneladas de mercaderías (5.576.084), con picos de carga en los extremos y la mitad del año: enero (659.937 T en 25 buques), agosto (539.137 T en 29 navíos) y diciembre (538.451 T en 20 buques).

Merced al mantenimiento del calado en óptimas condiciones a través de las permanentes campañas de dragado, los días operables de puerto ascendieron a 298 (81,7 %), doce más que en 2017; mientras en contraposición la estación marítima estuvo diez días menos en estado restringido -50 en 2018 contra los 60 de 2017-.

Los estándares de seguridad náutica sumados a la eximición de la tarifa de Uso de Puerto para los atraques en días hábiles entre las 19.00 y 24.00 horas; los sábados pasado el mediodía, de 12.00 a 24.00 hs; y domingos y feriados a jornada completa -de 00.00 a 24.00 horas-, permitieron agilizar las operaciones y optimizar tiempos, alcanzando la operatoria de 248 buques en el ejercicio pasado.

Un año recargado

El podio de mercaderías estuvo liderado por la cebada con 1.596.490 T en 61 buques -873.874 T de cervecera en 43 navíos y 722.650 T de forrajera en 18 buques-; seguida por el maíz que también superó el millón de toneladas (1.043.857 T en 51 buques); y un tercer lugar disputado entre la soja, superior en toneladas, con 991.402 T en 27 buques, y el trigo, con un número más elevado de embarques, 39 buques con una carga acumulada de 954.128 T.

Al mismo tiempo, la exportación con valor agregado sostiene su lugar de la mano de los subproductos de girasol y soja, logrando una sumatoria de 590 mil toneladas en 36 buques.

Por el lado del girasol, se operaron 242.535 T de aceite en 17 buques y 200.361 T de pellets en otros 10. Mientras que para los derivados de la soja, fueron 23 mil T de aceite; 52.600 T de pellets; y 72.261 de harina.

A su vez, las importaciones de fertilizantes sobre la margen Necochea de la estación marítima treparon a 351.381 T -65 mil más que el año anterior- en 44 buques -7 más que en 2017-, lo cual augura redundar en una mayor producción de los campos del Hinterland portuario para generar una retroalimentación positiva hacia la exportación durante 2019.

Menos soja y menos actividad

Quizás la sequía y la consecuente falta de soja sean las determinantes de la leve merma en la actividad de la estación marítima respecto del año anterior.

El acumulado total de mercaderías que salieron por Quequén en 2017 había trepado hasta 6.373.198 toneladas; cayendo en 2018 a 5.576.084 T. Una diferencia de 797.114 toneladas.

En paralelo, durante 2017 la soja fue líder de las exportaciones desde Puerto Quequén con 1.694.907 en 53 buques; y, en 2018, el cereal disminuyó su comercialización a 991.402 en 27 navíos. Lo cual arroja como resultado una baja de 703.505 toneladas, 34 buques.

Incluso en 2017, se operaron en los muelles de Quequén 275 navíos, y en 2018, hicieron lo propio 248, arrojando una brecha negativa de 27 buques. Por lo que si se compara el número de embarques realizados durante los últimos dos períodos anuales, puede observarse que la menor cantidad de buques de soja fue contrarrestado por el resto de las mercaderías.

¿Por qué todavía no se trasladaron los molinos eólicos? La verdadera historia


A mediados del mes de enero arribó a Puerto Quequén el barco Tian Lu con bandera de Hong Konk, en el cual llegaron las aspas de los aerogeneradores del parque eólico que se instalará en la ciudad de Miramar. A los pocos días arribó un segundo buque con más partes de los molinos.

Ya pasaron dos meses y las aspas y las partes de los aerogeneradores de energía eólica continúan apostados en la flamante Area Logística Necochea. Algo extraño tenido en cuenta el tamaño de la operación y la acción logística que una vez que hayan llegado estas partes de los molinos en algunos casos vayan a cumplir dos meses en el citado espacio.
Eso no sucede porque si, o porque hay tiempo para trasladar a Miramar estos molinos, sino porque habría un impedimento administrativo.

Esto se debe a que todavía no se avaló el convenio necesario para que esos molinos puedan ser trasladados y circulen por las calles y avenidas de nuestro distrito.

Para eso se debe autorizar a la Municipalidad de Necochea a que firme el convenio con las empresas de logística para que se pueda realizar dicho traslado. Esto todavía no se concretó, es más el Departamento Ejecutivo todavía no envió, para su tratamiento, ese convenio al Concejo Deliberante, que es quien lo debe autorizar a rubricar el acuerdo con las empresas. Este convenio marcaría horarios y lugares por donde podrían circular los camiones de gran porte y 32 ejes que trasladarán los molinos, entre otras clausulas.

Esto que podría ser una simple traba burocrática, se debería solucionar en breve dado que podría traer aparejados dos situaciones.

El primero es que un tercer buque esta por zarpar con destino a la estación portuaria de nuestra ciudad (vendría desde China) con más partes de los molinos. Pero de persistir esta situación el destino podría llegar a ser otro puerto.

Y la otra cuestión es que la empresa responsable del traslado podría tener que abonar una multa millonaria en dólares (entre empresas) por el tiempo que está tardando en trasladar los molinos.

De más está decir que esto se debería haber acordado hace tiempo entre todas las partes intervinientes, la empresa transportadora y el Municipio, pero no fue así.
Sí hubo reuniones y llamados telefónicos entre autoridades y empresarios, pero… los molinos siguen ahí.

“En nuestros comedores se ha duplicado la cantidad de gente que atendemos”

Integrantes de diferentes movimientos sociales se reunieron en la plaza Dardo Rocha , en el marco de una jornada de protesta en al cual  se concentraron por paritaria social, asistencia alimentaria, apertura de cupos para el salario social complementario y que reintegren los 60.000 monotributos  que dieron de baja quienes se quedan sin los beneficios  que dan estas herramientas.

Entre los movimientos sociales de nuestra ciudad que participaron de esta olla popular se encontraban Barrios de Pie, MP La dignidad, CTEP, CTA de los trabajadores, CGT, CTA Autónoma, ATE (estatales), AMS (casineros), Movimiento Evita, Suteba, Atahualpa, AJB (judiciales).

Las referente de CTEP, Patricia Aranda explicó que “queremos decir basta, la ministra dice si, si, si pero no cumple  lo que promete en las negociaciones, por eso se decidió realizar esta actividad”.

Asimismo, Silvana Calió de Barrios de Pie manifestó que “nosotros  lo que solicitamos es que la ministra ( de Desarrollo Social, Carolina Stanley) cumpla lo pautado, que es entregar alimentos a los comedores, algo que no ocurre desde diciembre, y si le hemos mostrado datos que se duplico la cantidad de gente”.

Luego dijo que “ lo mismo sucede en Necochea,  la Municipalidad está al tanto de esta situación que no hay entrega de alimentos y que en nuestro comedores  se ha duplicado la cantidad de gente que atendemos  y esto va seguir por la recesión , la falta de trabajo, la inflación son factores fundamentales por eso estamos luchando, combatiendo”.

Las organizaciones barriales también exigen la Reicorporación de personas que tenían un plan Argentina Trabaja pero se los ha dado de baja. Los planes que aun cobran los movimientos hoy en día es de $6000 por mes. Según los movimientos, estos sueldos no alcanzan para cubrir la canasta básica, por eso solicitan una paritaria social para un aumento de estos programas.

Elegido por nuestros editores