21/04/2024

Locales

Banco Municipal de Tierras: Cómo funciona el área que busca que más familias sean propietarias

04/03/2024 10:31 | El espacio que funciona bajo la órbita de la Dirección de Vivienda, Presupuesto Participativo, Tierras y Hábitat, articula con el Instituto Provincial y asesora a la ciudadanía acerca de trámites dominiales y de adjudicación. Su acercamiento a los barrios ha sido una grata decisión para cerca de mil familias que se encuentran abordando el proceso de regularización de sus escrituras.



Como tantas otras áreas que realizan una gran tarea silenciosa para dar sostén al aparato administrativo de la comuna, el Banco Municipal de Tierras asesora diariamente a la ciudadanía y articula con distintos organismos para generar un sistema de administración e incorporación de lotes e inmuebles al patrimonio municipal, que sirva para regularizar, constituir reservas de tierras públicas y lograr su aprovechamiento integral.

Este departamento, que funciona bajo la órbita de la Dirección General de Vivienda, Presupuesto Participativo, Tierras y Hábitat, tiene una misión de gran relevancia en el desarrollo territorial, pues entiende e interviene en lo concerniente al dominio inmueble de la comuna, el cual constituye la base física para el desarrollo de planes y programas de provisión de infraestructura, equipamiento comunitario, vivienda de interés social o áreas de uso cultural o institucional. 

El área que encabeza Gerónimo Gallegos y que depende de la Secretaría de Planeamiento, Obras y Servicios Públicos, se ocupa de llevar adelante el efectivo contralor de los terrenos fiscales, con el objeto de sanear el dominio a favor de los ocupantes e incorporar al catastro los bienes en cuestión, y tiene la función de mediar por las regularizaciones dominiales de interés social y escritura gratuita, entre sus aspectos relevantes.

Sabrina Mantilla, quien desde hace mucho se desempeña en este espacio que trabaja de manera mancomunada con el Instituto Provincial de la Vivienda para el posterior asesoramiento vecinal en relación al estado de los trámites dominiales, reveló que, como característica esencial, “en el Banco de Tierras se nuclea todo lo referido a lotes fiscales, tanto municipales, como provinciales o nacionales”.

En ese contexto, “existe una base de datos en la que tratamos de tener lo más actualizado posible el registro de lotes” y “a lo largo de todos estos años se han hecho entregas tanto para viviendas, entidades o distintas cuestiones por las que hay que hacer permanente seguimiento y saneamiento” del mismo.

Físicamente, esta oficina está ubicada en el último piso del Palacio Municipal, y la mayoría de solicitudes que recibe tratan sobre terrenos para vivienda. Visto ello, “los requisitos básicos para comenzar un expediente de este tipo son la presentación de una nota de solicitud dirigida al intendente con datos básicos, como nombre y apellido, DNI, teléfono y correo electrónico”, aunque, posteriormente, se analizan otras variables como la composición del grupo familiar, la existencia de certificado de discapacidad, los ingresos o la residencia mínima de dos años en el partido y “se cruzan para verificar que no hayan sido beneficiarios de otras operatorias”.

Con esos datos en la mesa, los interesados o interesadas “se suman a un registro de postulantes que se empezó a elaborar porque se está trabajando con unos lotes para un posible sorteo futuro entre las familias que cumplan con los requisitos”, reveló la empleada.

En relación a este tema, Noelia Charra, una de las tres integrantes de esta área comunal, quiso explicar que el municipio no concede terrenos, sino que, en determinados momentos, se efectúa un sorteo cuando se terminan de sanear ciertos lotes que son aptos para vivienda. “Las adjudicaciones van a sorteo entre las familias que son preseleccionadas. Es a puntuación y en relación a una ordenanza que ya tiene todos los parámetros. Después, la adjudicación se hace a través del Concejo Deliberante, ahí es cuando se entrega el acta definitiva”.

Revelando algunos números que se manejan en la importante dependencia de la Secretaría de Planeamiento, “alrededor de 15 personas se acercan semanalmente por consultas de terrenos”, temática que representa el 35% de las solicitudes que se reciben en ese escritorio. En ese marco, la oficina cuenta con más de doscientos expedientes iniciados por el Plan Familia Propietaria o por pedido de lotes para vivienda.

Ante el avance del área en territorio, las averiguaciones sobre cómo proceder para dar por finalizado un trámite de adjudicación de una casa genera un trabajo continuo de articulación con el Instituto Provincial, una tarea que se ha convertido en un alivio para las más de mil familias que se encuentran abordando un proceso de regularización dominial en los complejos habitacionales del distrito de Necochea, y que hace varios años están esperando el título efectivo de sus hogares.

En relación a estas visitas que han comenzado a realizar a los barrios, para potenciar el vínculo con la ciudadanía y asesorar a los vecinos y vecinas en los diferentes trámites que deben cumplimentar para agilizar la escrituración, así como a la continua atención que se ofrece en las oficinas del área de lunes a viernes y en el horario de 8:15 a 13:45, la tercera de las componentes del Banco Municipal de Tierras, Agustina Díaz, aseguró: “Nosotras estamos siempre para recibir a quienes tengan dudas, darles el apoyo y poder acompañarlos en cada trámite que decidan iniciar”.