30/05/2024

Locales

La concejal Felicitas Cabretón habría falseado datos para acceder a la vacuna

19/05/2021 |



La noticia sacudió al mundo político necochense. Luego del concejo en comisión llevado a cabo el martes pasado en el cual se consultó a las autoridades sanitarias municipales respecto a la campaña de vacunación, el gobierno municipal decidió hacer público el registro de datos de funcionarios sobre su situación con respecto a la vacunación contra el Covid-19. A la decisión se sumaron concejales oficialistas y opositores, a fin de trasparentar la información referida a la campaña de vacunación.


No aclares que oscurece, dice el dicho. La decisión de trasparentar la información le jugó una mala pasada a la concejal de la UCR Felicitas Cabretón, quien habría dado información falsa al momento de inscribirse en la aplicación para acceder a un turno para poder recibir la vacuna contra el coronavirus. Así lo confirmó esta mañana en su programa radial el periodista Miguel Abálsamo. Según lo informado, Cabretón habría falseado datos en su declaración jurada, afirmando tener alguna enfermedad que en realidad no tenía, para acceder a una vacuna. En este caso el turno llegó aunque la edil finalmente desistió de aplicarse la dosis.

Días atrás la propia concejal había dialogado en K2 Radio donde se preguntó, en relación a la campaña de vacunación, “si se vacunó gente que no se debía vacunar o se vacunó gente que también pudo haber falseado sus datos y su declaración jurada cuando dijo que, por ejemplo, tenía una enfermedad preexistente”.

La pregunta retórica de la concejal en ese momento adquiere ahora otro significado y es inevitable preguntarse si no estaba pensando en ella mismo cuando hizo la reflexión. Al intentar aclarar su situación en esa misma charla con ese medio radial, Cabretón señaló que “lo que quiero dejar en claro es que estoy anotada, me anoté para recibir la vacuna, no estoy en el grupo que se está vacunando, por eso aún no la he recibido”; lo que no aclaró en ese caso es que sí habría llegado su turno luego de haberse anotado de manera irregular y, anticipando el escándalo que se hubiese desatado en ese momento, finalmente declinó recibir la dosis.

Vale recordar que todos los integrantes del Concejo Deliberante como también los funcionarios municipales prestaron su consentimiento e informaron sus datos en un registro para que se pueda dar a conocer si fueron vacunados, bajo qué condiciones, declaración jurada, si se inscribieron o si directamente no se les aplicaron dosis.

Independientemente de lo que suceda con la edil en el plano legislativo, el escándalo podría derivar en presentaciones judiciales, según confirmaron dos fuentes consultadas por el sitio Alerta Alejandro, sobre esta situación.